rudd12_ Kevin FrayerGetty Images_china woman Kevin Frayer/Getty Images

China, en una encrucijada económica

BRISBANE/NUEVA YORK – En 2013, el gobierno chino planteó una agenda de políticas que prometía reformas reales en una economía excesivamente endeudada y distorsionada por la gran influencia de las empresas estatales. Pero en vez de cumplir esa agenda, China eligió evitarse los riesgos implícitos en la mercadización y regresó a lo que mejor conoce: el control estatal de la economía, con la apariencia de estabilidad que trae aparejada.

The China Dashboard, un proyecto conjunto entre el Asia Society Policy Institute y el Rhodium Group, viene haciendo desde 2017 un seguimiento de las políticas económicas de China. Tras analizar datos objetivos tomados de diez esferas cruciales de la economía del país, hallamos que en los últimos tres años, las reformas en China han sido entre tibias e inexistentes.

El incumplimiento del gobierno chino de su promesa de abrir más la economía le restó credibilidad y contribuyó al creciente rechazo internacional que está experimentando. Incluso antes de la llegada de la COVID‑19, la falta de reformas había debilitado el desempeño económico de China y generado una permanente sobredependencia del endeudamiento, con el consiguiente desaliento del sector privado chino.

We hope you're enjoying Project Syndicate.

To continue reading, subscribe now.

Subscribe

or

Register for FREE to access two premium articles per month.

Register

https://prosyn.org/FR3Fw81es